Casa Paco

Localización

Calle Altamirano, 38 - Madrid

Metro Argüelles

Horario: L-V de 7:00 a 23:30h

Contacto: 915 432 821

Llevan desde 1954 levantando la persiana con éxito de público y crítica. Y es que Casa Paco es un bares familiar y de toda la vida de la zona de Argüelles que nunca falla, y en cuya animada y amplia barra podríamos quedarnos horas y horas deleitándonos con sus cañas, con su cocina casera y con su cercano y eficiente trato.

 

En Casa Paco se impone probar alguno de sus pinchos de sus tortillas. Antológicos, de los mejores de nuestra ciudad. Te costará elegir porque hay mucho y bueno donde elegir: española, chistorra con pimientos, setas con jamón, callos, cebolla caramelizada, sobrasada con queso, salmón ahumado con queso roquefort, cebolla caramelizada con foie… Una oferta que, casi abruma, porque las quieres probar todas. Tampoco desmerecen sus extraordinarias croquetas: boletus, ibérico, gallina, rabo de toro, pulpo….

 

Sensacionales también sus raciones, entre las que destacan las albóndigas y la ensaladilla rusa, pero el resto de bocados están igualmente buenos: bacalao con tomate, oreja a la plancha, lacón a la gallega, patatas bravas, boquerones fritos y en vinagre, sepia, chopitos… Y muy recomendable su menú diario, de los mejores de la zona. A lugares así habría que ponerles un monumento.

Localización

Calle Altamirano, 38 - Madrid

Metro Argüelles

Horario

L-V de 7:00 a 23:30h

Contacto

915 432 821

Llevan desde 1954 levantando la persiana con éxito de público y crítica. Y es que Casa Paco es un bares familiar y de toda la vida de la zona de Argüelles que nunca falla, y en cuya animada y amplia barra podríamos quedarnos horas y horas deleitándonos con sus cañas, con su cocina casera y con su cercano y eficiente trato.

 

En Casa Paco se impone probar alguno de sus pinchos de sus tortillas. Antológicos, de los mejores de nuestra ciudad. Te costará elegir porque hay mucho y bueno donde elegir: española, chistorra con pimientos, setas con jamón, callos, cebolla caramelizada, sobrasada con queso, salmón ahumado con queso roquefort, cebolla caramelizada con foie… Una oferta que, casi abruma, porque las quieres probar todas. Tampoco desmerecen sus extraordinarias croquetas: boletus, ibérico, gallina, rabo de toro, pulpo….

 

Sensacionales también sus raciones, entre las que destacan las albóndigas y la ensaladilla rusa, pero el resto de bocados están igualmente buenos: bacalao con tomate, oreja a la plancha, lacón a la gallega, patatas bravas, boquerones fritos y en vinagre, sepia, chopitos… Y muy recomendable su menú diario, de los mejores de la zona. A lugares así habría que ponerles un monumento.

Estás a punto de descubrir los planazos cañeros en Madrid...

¿Eres mayor de 18 años?

Mahou recomienda el consumo responsable 5,5º