Restaurante El Pajar

Localización

Calle de Orense, 35 - Madrid

Metro Santiago Bernabéu

Horario: L de 12:30 a 16:30; M-S de 12:30 y de 20:00 a 24:30h

Contacto: 915 550 009

Da gusto descubrir restaurantes como El Pajar. Lugares en los que se nota el amor y el cuidado que sus propietarios, el matrimonio formado por Ana en la sala y por Roberto en la cocina, ponen todo el alma y todo el cariño del que son capaces. Se agradece entrar en este cálido espacio, con barra a la derecha, un comedor en la planta de la calle y otro en su primera planta.

 

Aquí es la cocina de mercado la que manda. Productos frescos, cocinados con respeto, honestidad y creatividad. Croquetas caseras de jamón, de chipirón o de bacalao desalado y puerros confitados. Chipirones frescos a la andaluza con mahonesa de lima, alcachofas a la plancha, asadillos de pimientos rojos con bonito, mollejitas glaseadas o tuétano asado a baja temperatura. Frescos pescados, como el tartar de salmón salvaje de Alaska, los bocados del lomo de merluza a la romana o los chipirones frescos del Cantábrico a la plancha. También hay carnes: confit de pato elaborado por ellos mismos con compota de cerezas y jugo de granada, solomillo de carne gallega madurada o ternera lechal de Ávila –como el jarrete elaborado a baja temperatura– o, si lo prefieres, el lechazo de Castilla.

 

Su menú diario, con siete primeros y siete segundos a elegir, es impecable y siempre hay que estar atentos a las sugerencias del día que siguen el calendario de los mejores y más frescos productos de temporada. Además, todos los sábados hay cocido especial servido en dos vuelcos.

Localización

Calle de Orense, 35 - Madrid

Metro Santiago Bernabéu

Horario

L de 12:30 a 16:30; M-S de 12:30 y de 20:00 a 24:30h

Contacto

915 550 009

Da gusto descubrir restaurantes como El Pajar. Lugares en los que se nota el amor y el cuidado que sus propietarios, el matrimonio formado por Ana en la sala y por Roberto en la cocina, ponen todo el alma y todo el cariño del que son capaces. Se agradece entrar en este cálido espacio, con barra a la derecha, un comedor en la planta de la calle y otro en su primera planta.

 

Aquí es la cocina de mercado la que manda. Productos frescos, cocinados con respeto, honestidad y creatividad. Croquetas caseras de jamón, de chipirón o de bacalao desalado y puerros confitados. Chipirones frescos a la andaluza con mahonesa de lima, alcachofas a la plancha, asadillos de pimientos rojos con bonito, mollejitas glaseadas o tuétano asado a baja temperatura. Frescos pescados, como el tartar de salmón salvaje de Alaska, los bocados del lomo de merluza a la romana o los chipirones frescos del Cantábrico a la plancha. También hay carnes: confit de pato elaborado por ellos mismos con compota de cerezas y jugo de granada, solomillo de carne gallega madurada o ternera lechal de Ávila –como el jarrete elaborado a baja temperatura– o, si lo prefieres, el lechazo de Castilla.

 

Su menú diario, con siete primeros y siete segundos a elegir, es impecable y siempre hay que estar atentos a las sugerencias del día que siguen el calendario de los mejores y más frescos productos de temporada. Además, todos los sábados hay cocido especial servido en dos vuelcos.

Estás a punto de descubrir los planazos cañeros en Madrid...

¿Eres mayor de 18 años?

Mahou recomienda el consumo responsable 5,5º